Cómo evitar la humedad en casetas de jardín

Cómo evitar la aparición de humedad en caseta de jardín

Aplicar un correcto tratamiento antihumedad a nuestra caseta de jardín es vital porque evitaremos la aparición de humedad, aumentaremos considerablemente la vida útil de nuestra caseta de jardín además de impedir la aparición de plagas de insectos xilófagos que pueden dañar de manera irreparable nuestra caseta.

Para evitar la humedad en casetas de jardín hay que realizar los siguientes pasos: Aplicar tratamientos a la madera de manera periódica y conseguir una buena ventilación en el interior de nuestra caseta de jardín.

La madera necesita unas condiciones de humedad específicas para su correcto funcionamiento como material de construcción. Si la madera no llega al porcentaje de humedad mínimo se reseca, aparecen grietas y se convierte en un material quebradizo. Por el contrario, si la madera supera el porcentaje de humedad máximo se reblandece, aparecen zonas hinchadas y se convierte en un material endeble.

Si tienes una caseta de jardín de madera quizás te interese leer este artículo que escribí: Cómo proteger tu caseta de jardín de madera.

Pero la humedad no sólo afecta a la calidad estructural de la madera, también es un factor clave en la aparición de plagas de insectos. Por este motivo es de suma importancia tratar la madera correctamente y evitar a toda costa la aparición de humedad en la misma.

Por qué aparece la humedad en una caseta de jardín

A continuación te explico los 3 tipos de humedad que pueden aparecer en una caseta de jardín:

1. Humedad por condensación

Humedad por condensación en ventana

La humedad por condensación es un fenómeno que se produce cuando el vapor de agua que se encuentra en el aire se transforma en líquido al entrar en contacto con una superficie fría. La humedad por condensación se presenta en forma de vaho o gotas de agua sobre los cristales.

Efectos de la humedad por condensación en la salud

Los problemas de salud ocasionados por la condensación son el principal motivo por el que debemos emplearnos a fondo y evitar la humedad de nuestra caseta de jardín a toda costa.

  • Asma: El asma causa sibilancias, dificultad para respirar, opresión en el pecho y tos durante la noche o temprano por la mañana.
  • Alergias respiratorias: Las alergias respiratorias son manifestaciones del aparato respiratorio ante la intolerancia de una sustancia determinada como el polvo, el polen o la humedad.
  • Cefaleas: Las cefaleas son dolores de cabeza recurrentes provocados por un trastorno del sistema nervioso.
  • Sinusitis: Inflamación de los senos del cráneo situados en la frente sobre los dos lados de la nariz que suele producir obstrucción nasal y dolor de cabeza.

Efectos de la humedad por condensación en la caseta de jardín

La condensación puede ocasionar grandes desperfectos en la estructura y el mobiliario de nuestra caseta de jardín, por este motivo hay que tomar las medidas necesarias para evitar la aparición de humedad a toda costa.

  • Aparición de moho: El moho crece en zonas húmedas, las personas expuestas a un ambiente húmedo y con moho pueden padecer problemas de salud.
  • Vaho en los cristales: Es la condensación de la humedad ambiental sobre superficies frías.
  • Dificultades para calentar la casa: Cuanto más húmedo es el ambiente más agua contiene por lo que es más difícil y costoso calentarlo.
  • Malos olores: Un exceso de humedad puede provocar la aparición de moho y verdín, una de las consecuencias de su aparición son los olores desagradables que pueden generar condiciones de insalubridad en el interior de nuestra caseta de jardín.

¿Cómo evitar la humedad por condensación?

  • Buen aislamiento térmico: Si no existe una buen aislamiento térmico en nuestra caseta de jardín es probable que aparezca humedad por condensación. Por este motivo es recomendable instalar buenas ventanas con vidrios bajos emisivos y carpinterías con un buen aislamiento, aquellas cuya transmitancia térmica es inferior a 2.
  • Buena ventilación: Un remedio casero y muy eficaz contra la condensación es ventilar el interior de nuestra caseta de jardín durante 10 minutos al día. Para lograr una correcta ventilación necesitaremos crear una corriente cruzada abriendo ventanas para que circule el aire y se renueve.
  • Deshumidificador: Otra manera eficaz de reducir la humedad ambiental y por ende la condensación es utilizar un deshumidificador que mantenga la humedad ambiental por debajo del 50%.
  • Sistemas de calefacción: Recomiendo apostar siempre por sistemas de calefacción que no generen humedad. Tenemos que evitar utilizar las estufas de butano, por ejemplo, no están recomendadas en lugares con humedad; es preferible usar aparatos de aire, emisores térmicos o un sistema de caldera y calefacción con radiadores. Por su y decantarse por utilizar sistemas de calefacción que produzcan movimiento de aire porque ayudan a secar el ambiente.
  • Evitar contrastes de temperatura: No conviene regular la calefacción muy alta porque de esta manera se produce un gran contraste de temperatura entre el interior de nuestra caseta de jardín con el exterior, uno de los motivos de la aparición de la condensación.
  • Pinturas transpirables: Los lugares donde es más común encontrar condensación son la cocina y el baño. En estas estancias deberemos aplicar pinturas transpirables ya que aíslan de la humedad que sale a través de la pared, pero dejan salir el vapor fuera de la habitación, evitando la aparición de la condensación.
  • Cajas antihumedad: Coloca las cajas antihumedad en las habitaciones donde se produzca la condensación, gracias a estos dispositivos conseguimos reducir hasta el 50 % de la humedad ambiental además de la formación de malos olores.

2. Humedad por capilaridad

Humedad por capilaridad

La humedad por capilaridad es un proceso mediante el cual el agua presente en el subsuelo donde está asentada nuestra caseta de jardín asciende progresivamente a través de las paredes hasta alcanzar una altura de hasta un metro y medio.

Efectos de la humedad por capilaridad en la salud

Los problemas de salud ocasionados por la capilaridad son el principal motivo por el que debemos emplearnos a fondo y evitar la humedad en nuestra caseta de jardín. La salud y el bienestar de los nuestros debe motivarnos para emplear todos los medios a nuestra disposición para eliminar de manera definitiva las humedades de nuestra caseta de jardín.

  • Dificultad para respirar: Opresión en el pecho, tos seca, ruido al respirar. En definitiva, serios problemas para respirar con normalidad.
  • Alergias respiratorias: Puede producirse en personas intolerantes a la humedad, sobre todo se produce en niños y personas mayores.
  • Dolores de cabeza: Provocados por una reacción de nuestro sistema nervioso ante el exceso de humedad.

Efectos de la humedad por capilaridad en la caseta de jardín

La capilaridad puede ocasionar grandes desperfectos en la estructura de nuestra caseta de jardín, por este motivo hay que tomar las medidas necesarias para evitar la aparición de humedad a toda costa.

  • Aparición de moho: El moho crece en zonas húmedas, las personas expuestas a un ambiente húmedo y con moho pueden padecer problemas de salud.
  • Desperfectos en paredes: La capilaridad se caracteriza por producir grandes desperfectos en las paredes afectadas.
  • Malos olores: Un exceso de humedad puede provocar la aparición de moho y verdín, una de las consecuencias de su aparición son los olores desagradables que pueden generar condiciones de insalubridad en el interior de nuestra caseta de jardín.
  • Aumento consumo eléctrico: En invierno debido al sobreesfuerzo producido por el sistema de calefacción para calentar la caseta de jardín.
  • Sensación de frío: Sensación de humedad y frío en las estancias afectadas por capilaridad.
  • Muebles afectados por humedad: Los muebles pueden verse afectados por la capilaridad si no se distancian de la pared unos centímetros.
  • Debilitación de estructuras: La humedad por capilaridad produce efectos devastadores en paredes y cimientos, pudiendo llegar a afectar a la estructura de las mismas.

¿Cómo evitar la humedad por capilaridad?

La humedad por capilaridad se elimina mediante la aplicación de tres tipo de procesos diferentes: Proceso mecánico, proceso químico o proceso eléctrico. A continuación veremos en profundidad cómo eliminan la humedad estos procesos:

  • Proceso mecánico: Este sistema es muy utilizado para evitar la humedad por capilaridad en casas antiguas que no se han construido sobre una base aislante. El proceso requiere realizar cortes a 15 centímetros de altura en los muros afectados por capilaridad y extraer los ladrillos afectados que se sustituirán por otros ladrillos hidrófugos aislados del resto de la pared con una membrana plástica o asfáltica.
  • Proceso mecánico para eliminar capilaridad

  • Proceso químico: Este sistema es muy eficaz para evitar la humedad por capilaridad y es más económico que el anterior. El proceso requiere realizar agujeros a 15 centímetros de altura en los muros afectados por capilaridad y rellenarlos con un líquido hidrófugo a base de siliconas, se crea una barrera anti humedad cuando la silicona cristaliza en el interior del muro.
  • Proceso químico para eliminar capilaridad

  • Proceso eléctrico: Este sistema es el más sencillo para evitar la humedad por capilaridad. Consiste en la instalación de un dispositivo electrónico que emite una onda que cambia la polaridad entre los muros de la caseta de jardín y el terreno, el resultado obtenido es modificar la dirección del movimiento del agua que ahora irá desde la caseta hacia el terreno y no al revés.
  • Proceso químico para eliminar capilaridad

3. Humedad por filtración lateral

Humedad por filtración lateral

La humedad por filtración lateral se produce cuando el agua entra al interior de nuestra caseta de jardín como consecuencia de una incorrecta impermeabilización, por lo que evitar la humedad por filtración pasa por sustituir la capa impermeable deficiente.

Efectos de la humedad por filtración en la salud

Los problemas de salud ocasionados por la filtración debe ser el principal motivo por el que debemos emplearnos a fondo y evitar la humedad en nuestra caseta de jardín. Todo lo que afecte negativamente a la salud de los nuestros debe ser eliminado en el menor tiempo posible sin escatimar medios.

  • Malos olores: La presencia de exceso de humedad propicia la aparición de moho y hongos que descomponen la madera produciendo un olor característico muy molesto.
  • Dificultades respiratorias: El exceso de humedad en el aire puede producir en determinadas personas dificultades respiratorias, esto se debe a las manifestaciones del aparato respiratorio ante la intolerancia de una sustancia presente en el aire.
  • Dolores de cabeza: Provocados por un trastorno del sistema nervioso ante la presencia de un determinado elemento en el aire que respiramos.
  • Sueño irregular: La humedad ambiental puede ser la causante de una mala calidad del sueño lo que nos impide dormir las horas suficientes y descansar lo necesario.

Efectos de la humedad por filtración en la caseta de jardín

La filtración puede ocasionar grandes desperfectos en nuestra caseta de jardín que pueden afectar a la estructura de la misma y al mobiliario que se encuentra en su interior. Por este motivo hay que tomar las medidas necesarias para evitar la filtración de agua al interior de nuestra caseta de jardín.

  • Paredes podridas: Una pared de madera afectada por la filtración de agua puede llegar a pudrirse y provocar daños estructurales en nuestra caseta de jardín.
  • Moho: El moho crece en zonas húmedas, como las paredes afectadas por filtración de agua.
  • Malos olores: Con la aparición de moho llega al poco tiempo el mal olor.
  • Manchas de salitre: La humedad en las paredes crea manchas.
  • Goteras: Pueden aparecer goteras que dañen el interior de nuestra caseta de jardín.

¿Cómo evitar la humedad por filtración?

  • Impermeabilizar paredes: La principal causa de las filtración de agua es por una deficiente impermeabilización de las paredes. Para realizar esta acción podremos utilizar pinturas especiales, telas asfálticas e incluso en ocasiones sustituir ladrillos afectados por la humedad.
  • Impermeabilizar ventanas: Hay que asegurarse que las ventanas están correctamente selladas para que impidan la entrada de agua del exterior.
  • Mantenimiento apropiado: Para evitar la aparición de humedad por filtración hay que realizar inspecciones periódicas del aislamiento e impermeabilidad de paredes y ventanas.
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad